8 nov. 2015

Reseña de Souls Unfractured de Tillie Cole.

Título: Souls Unfractured. 
Autora: Tillie Cole.
Serie: Hades Hangmen #3
SINOPSIS:
Etiquetada como una mujer 'Maldecida' de Eve desde su nacimiento, Maddie ha soportado nada salvo dolor y opresión a manos del más abusivo de los ancianos de la Orden, Moses. Ahora viviendo con su hermana en el compuesto aislado de los Verdugos, finalmente, Maddie, es libre. Libre de la fe sofocante en la que ya no cree. Libre de interminables años de tormento físico y mental. 
Sólo… libre...
A la edad de veintiún años, la tímida Maddie se contenta con vivir dentro de los confines de su nuevo hogar, segura del mundo exterior, a salvo del daño y, extrañamente, protegida por el miembro más volátil de los Verdugos; el muy tatuado y con muchas perforaciones, Flame.
Flame.
El hombre que sin cesar vela por ella con sus ojos abrasadores color oscuro medianoche. El hombre que la protege con una intensidad impresionante. Y el hombre que despierta algo en lo profundo de su corazón entumecido.
Pero cuando las circunstancias conspiren para que Flame necesite SU ayuda, Maddie valientemente arriesga todo por el hombre roto que ha cautivado a su frágil alma.
Miembro más inflame de Los Verdugos, Flame, está gobernado por una cosa: la ira. Plagado por demonios agobiantes de su pasado, una rabia que todo lo consume, y aislado por un odio repugnante por ser tocado, Los días de Flame están llenos de oscuridad asfixiante, perforada por un solo rayo de luz, Maddie. La mujer tímida y hermosa a la que no puede purgar de sus pensamientos. La mujer que tiene una necesidad abrumadora de poseer...
... La única persona que ha sido capaz de tocarlo alguna vez.
La misión de Flame en la vida es proteger a Maddie, mantenerla a salvo. Hasta que un disparador de su pasado turbulento lo envía en un espiral de locura, atrapándolo en lo más profundo de su mente perturbada.
Sus hermanos verdugos temen que Flame esté más allá la salvación.

Su única esperanza de salvación, Maddie y su luz sanadora.
O P I N I O N P E R SO N A L:
OMG OMGGGGGGGGGGGG, busqué este libro hasta por debajo de las piedras y cuando lo encontré, NO PODÍA PARAR DE LEERLO.

Como saben, me encantan los libros de Tillie Cole, sobre todo esta serie, han leído mis reseñas de No soy yo, nena y de Heart Recaptured, y no podía dejar de hacerles esta, porque en serio les sorprenderá.

El libro comienza donde termina el último, con un Ky y una Lilah casados y Flame en el hospital, pero eso no dura mucho.
Flame es dado de alta y se vuelve loco al sentir las ataduras que lo mantienen contra la camilla, pero nada se compara con la locura que sintió al saber que Maddie, SU Maddie estaba en la iglesia. Él tenía que ir, tenía que salvarla de ese lugar, aunque ella fuese por su propia voluntad.
Pero a pesar de dar todo por la protección de su pequeña Maddie, todavía se siente extraño estar cerca de ella, no puede hablarle, no puede dejar que ella ni nadie lo toque, él está destinado a estar solo. Sabe que algo raro debío haber pasado en el momento en el que Maddie lo abrazó, se tocaron, pero ella no salió herida. Aun así no dejara que eso vuelva a ocurrir. 

Alguien podría quemarse con la furia de sus llamas. 

Por otro lado, Maddie sigue teniendo los miedos de antes, sigue siendo una joven aterrada del contacto masculino que busca refugio en cualquier cosa, distracción en cada acción. Y aunque sus hermanas y hasta ella misma piense que es raro, encuentra refugio y protección en la mirada de aquel hombre todo tatuado y cortado.
Así que cuando el llega al borde de sus problemas, el momento en el que todo el mundo estaba deseando no conocer, en el que su mente no aguanta más y su locura llega a otro nivel, en el que mejores amigos, AK y Viking tienen que cumplir la tarea de matarlo para salvarlo de su suplicio... Maddie no puede quedarse de manos atadas, tiene que ayudar. No dejará que nadie, ni siquiera él mismo, le haga daño a SU Flame.

Se cansó de ser la niña a la que todos salvan, ahora quiere ser la heroína. 

 D I O S, tengo tantas cosas de decir de este libro, en pocas páginas hay tantas cosas que comunicar. 
Les confieso que a veces hay algunos libros de los cuales no tengo casi nada de decir, por lo que se me hace difícil crear la reseña, pero este es totalmente diferente,

Comencemos por esto: AK y Viking, los hermanos, los mejores amigos de Flame. Dios, se puede sentir el amor entre esos locos, se quieren demasiado, son su familia, las miradas de agradecimiento que le dan a Maddie y las palabras que cruzan con ellas son tan hermosas que decidí que estoy total y completamente enamorada de Ak y quiero un parche en mi espalda que diga "PROPIEDAD DE AK" en este preciso momento.

Algo importante: Maddie me gustó, me encantó su personaje, es una niña muy fuerte y sobre 
todo, distinta a sus hermanas. Claro que tiene miedo, claro que sueña con las cosas por las cuales pasó, pero sabe que la vida no valdrá nada si no deja de pensar en eso y acaricia el futuro, tiene que mirar a adelante y sonreir, y sobre todo tiene que cuidar la alma solitaria y fracturada de su Flame para que sean felices  juntos.

FLAME: Dios, améeee a Flame, en los primeros libros confieso que me parecía algo grotesco todo eso de cortarse pero cuando lees por qué lo hacía, que pensaba, te da demasiado dolor y lo entiendes. Él es tan dulce, se que pensarán "pero Paola el descuartiza a sus víctimas", y yo estoy consciente de eso, pero su forma de comunicarse con las personas, su inocencia y su amor es precisa. 

Creo que me he extendido, sin dudas es un libro DEMASIADO bueno, yo me la pasé leyendolo y diciendo: AY DIOS MIO; AY DIOS MIO. leeanlo. 

PD: Como a mitad del libro pasa algo demasiaado impactante que mi jesucristo redentor en su cuna de mimbre. 

PD2: SI QUIEREN EL LIBRO SOLO PÍDANLO. 

Paola Beatriz Pérez Castellanos.

1 comentario:

  1. Por favor. Me he enamorado, si pudieras mándamelo 😆
    duniaalal2a@gmail.com

    ResponderEliminar

Comenten aquí por favor.